Defensores de Banfield

Historia del Club

En 1927, un grupo de jóvenes se reunía en un potrero en la calle Tucumán, entre French y Rodríguez Peña, para jugar al fútbol. Pasado un tiempo, al incrementarse el grupo, surgió la idea de formar un club. Como en su mayoría eran hinchas del Club Atlético Banfield, decidieron que le pondrían el nombre "Defensores de Banfield". Las primeras reuniones se realizaron en los fondos de un almacén, de uno de los vecinos, pero una vez constituido el grupo las actividades se ampliaron hacia bailes, deportes y participación de niños y familias. Posteriormente, un vecino donaría su terreno para que el club se constituyese en el mismo sitio en el que está al día de hoy su sede social. 

Los primeros cuarenta años del club fueron de crecimiento edilicio, social, cultural y deportivo, adquiriendo renombre en la zona y convirtiéndose en uno de los nudos institucionales más importantes del barrio. A partir de 1969 se incrementaron los niveles participativos, sobre finales de la década del '70 el club afrontó su primera crisis, de la cual pudo salir con el compromiso y cariño de vecinos y directivos.

Toda la década del '80 fue una etapa cumbre, pero el ciclo se repitió y entrados los '90, producto de una crisis institucional macro (bajos niveles participativos, gestiones empobrecidas, reducción considerable de socios y merma de la función histórica en el barrio), comenzó un nuevo periodo gris. En 2006, todo indicaba un quiebre institucional fulminante, incluyendo problemas judiciales, pero en ese entonces algunos grupos de socios comenzaron a organizarse, unirse, colaborar. Se creó una Comisión de Apoyo que se mantuvo en el tiempo, se convocó una Asamblea Extraordinaria y, ante el peligro de acefalía institucional (y el consiguiente riesgo de intervención externa hasta el remate total), los socios tomaron la decisión de seguir colaborando, pero como nueva comisión directiva. Sin una fórmula mágica, sino con amor, esfuerzo, dedicación, vocación de informarse y capacidad de aprender y superarse.

Ya "sólo" con eso se empezó a ordenar la gestión y administración del club. Se mantuvo vivo el legado histórico de los fundadores y los protagonistas siguientes, y "el Defe" comenzó el camino de reconstrucción que se ve reflejado en la historia interna del vóley. El deporte pasó de contar con Julio Velasco como entrenador en los '80 a rozar la desafiliación años después, pero se recuperó, empezó a recorrer el camino deportivo metropolitano desde abajo y hoy, en las puertas de la temporada 2020/2021, no sólo llegó a la División de Honor Metropolitana (categoría en la que debía debutar en 2020, pero no pudo por la pandemia de COVID-19 que suspendió la competencia) sino que hará su primera aparición en un torneo nacional con su debut en la Liga de Voleibol Argentina.

Jugadores dados de Baja

Imagen Apellido y Nombre Posicion Fecha Nac. Altura

Staff dados de baja

Imagen Apellido y Nombre Funcion